¿Se puede ejercer un liderazgo efectivo cuando se es una persona introvertida?

liderazgo efectivo

Quizá te sigas manteniendo con la misma duda, a pesar de llevar años ejerciendo de líder (que no jefe/a). ¡Desde fuera se expone siempre al líder como una persona muy carismática y dada a llamar la atención!

Quizá tu voz sea suave y pausada, y aún así, mantengas a tu equipo cohesionado y creyendo en los pasos que propones. Te contamos el porqué, y por qué no tienes razones para seguir dudando. ¡La introversión no es una enfermedad a erradicar!

¿Introversión o timidez?

Es conveniente, antes de arrancar con los puntos fuertes de una persona introvertida para mantener un liderazgo efectivo, diferenciar la introversión de timidez.

Puede que se parezcan en ciertos comportamientos: preferir no alzar la voz, preferir -por lo general- la participación en grupos pequeños de personas que en grupos grandes, el gusto por ocio en solitario… Que se parezcan en las consecuencias no significa que ambas palabras se refieran a un mismo concepto. En el fondo, a todas las personas nos preocupa pertenecer a algo, y esto, en las personas tímidas, genera más inquietud por el temor al rechazo. Las personas introvertidas, simplemente, se encuentran más a gusto realizando actividades “a su aire”.

Liderazgo efectivo e introversión

Una personalidad arrolladora no significa que una empresa vaya a funcionar mejor. ¡Imagina que las personas le siguen sólo por la apariencia segura y la labia, y las ideas no están a la altura de esa grandeza que parece manifestar! Hay una cosa que puede suceder en los grupos, el pensamiento de grupo, y es una tendencia a tomar malas decisiones o decisiones irracionales. En un futuro lo analizaremos en una entrada 😉

Una persona que sea una auténtica líder buscará que crezca la organización que dirige. Y esto no depende de introversión o extraversión.

Acoger ideas nuevas

Si eres una persona introvertida, puede que hayas notado que no te importa tanto destacar dentro de un grupo. Se puede seguir siendo líder sin “destacar”, es decir, acogiendo las ideas del equipo, sabiendo mostrar interés e incentivar la innovación mediante la búsqueda de formas de hacer que todas esas ideas tengan una consecución real, en la práctica. ¡En las empresas horizontales se busca este tipo de “engranaje”!

No perderse en la forma

Y centrarse en el contenido. Al tener una tendencia mayor a la reflexión, lo que digan los y las líderes introvertidos puede venir de haber sido sopesado más, y si no les gusta alargar ciertos encuentros, puede ir más al grano.

Alternativas a reuniones

“¿Para qué reunirse tod@s si no me termina de gustar hablar en público y hay alternativas muy eficaces?” Las reuniones no siempre son estrictamente necesarias, y con todas las posibilidades que da lo digital, la comunicación puede ser fluida e instantánea de múltiples formas. Los miembros de un mismo equipo pueden acceder a unos mismos archivos desde cualquier lugar, y modificarlos a la vez, mientras escriben sus impresiones o dejan anotaciones para otros miembros del equipo.

La creatividad se ejerce en solitario

La lluvia de ideas puede estimular nuevas ideas, o hacernos ver algunas que habíamos pasado por alto, pero a la auténtica creatividad se llega en solitario. Fuera distracciones, los estudios ponen en duda nuestra capacidad multitarea, y anuncian que, en realidad, vamos y volvemos de una tarea a otra, aumentando la posibilidad de cometer errores. ¿Ocupas un puesto de dirección y eres una persona introvertida? Es probable que promuevas algo más el trabajo autónomo, y seas más consciente de la concentración como clave del éxito.

“Si no te gustan mis principios, tengo otros”, como diría Groucho Marx. Si no te convencen estos puntos, tenemos más. Por cierto, ¿sabías que Groucho Marx era el introvertido en su familia? ¡Las apariencias engañan!

¿Te consideras una persona introvertida? ¡No trates de dejar de serlo!

Y si te cuesta ejercer un liderazgo efectivo, cuenta con Resulta2.